Home
Contacto

Socio-narco II

Orán de rodillas: la droga causa muerte y violencia adolescente

Orán de rodillas: la droga causa muerte y violencia adolescente

Un crimen, un ataque mortal y una alumna herida hubo en Orán, Yrigoyen y Pichanal.Robos a una escuela en Urundel y patotas en Colonia Santa Rosa. La droga estuvo presente.

El lugar donde estaba sentada la alumna herida de bala en el Colegio Rural de Pichanal.

14 DE MAYO 2017

"La droga está haciendo estragos y lo peor es que ya nadie está seguro". Las palabras de un docente de Pichanal, el viernes a la noche, después de que una alumna fuera herida de un disparo en un colegio, sintetizó lo que viven las localidades contaminadas de droga y perforadas por la violencia que conlleva.

En las distintas localidades del departamento Orán ocurrieron, entre fines de abril y lo que va de mayo, hechos de violencia y muerte que tuvieron como común denominador el consumo y la venta de estupefacientes. El hecho distintivo es que los protagonistas fueron todos adolescentes.

Para sus habitantes, esto no es casual. Hace años denuncian que el narcotráfico perforó las bases que sustentaban la convivencia en paz, y demandan que, de una vez por todas, las autoridades de todos los niveles de gobierno trabajen para llevar a la zona seguridad, trabajo y cohesión social.

A fines de abril

El 25 de abril, Camila Rodríguez desapareció de su casa y su familia comenzó a buscarla; tenía 15 años y estaba embarazada de seis meses.

El 29 hallaron su cuerpo a la vera de la ruta nacional 50, en una zona conocida como El Cañaveral. Tenía heridas de arma blanca en el cuello.

La investigación judicial llevó a la detención de tres personas que habrían estado con ella en los últimos minutos de su vida: una prima, una mujer de 20 años y un joven de 18. Todos estaban unidos por el consumo de estupefacientes, e incluso una de las hipótesis es que la muerte de la adolescente se habría originado en una pelea por droga.

El 25 de abril, mientras en Orán buscaban a Camila, en Hipólito Yrigoyen los vecinos fueron testigos de un ataque mortal. Al mediodía, un chico de 17 años circulaba en una moto por la calle Buenos Aires y avenida Gemes.

En ese momento, una pareja -Lucía y Brian-, que también se movilizaba en motocicleta, se puso al lado del chico.

Según se supo, hubo una breve discusión entre ellos, separados por muy poco espacio y circulando a la par.

Cuando las palabras se silenciaron abruptamente, uno de los jóvenes le arrojó al chico una llanta que impactó de lleno en su cabeza. A eso se sumó que volvió a golpearse en el pavimento. Sufrió fractura de cráneo y pérdida de masa encefálica. Hoy el adolescente está internado en estado muy delicado en un hospital de la ciudad de Salta.

La pelea tenía historia: en Yrigoyen dicen que la víctima le habría robado una moto a Brian y lo habría herido. Más en el fondo hay quienes mencionan que uno de ellos consumía drogas.

En mayo

El martes 2 y miércoles 3 de mayo, la Misión San Francisco y el Colegio Fray Mamerto Esquiú, en Pichanal, fueron escenarios del enfrentamiento de grupos antagónicos de jóvenes. La violencia en la calle -que incluyó pedradas, corridas y peleas cuerpo a cuerpo- dejó a un chico (que se dijo tenía 13 años) herido por un machetazo en la cabeza, otros con golpes y dos detenidos.

Eso fue el martes 2. Al día siguiente, un grupo ingresó a la Escuela Técnica Fray Mamerto Esquiú, iban armados de palos y hierros; buscaban a uno o dos alumnos. La intervención de la Policía y el coraje de los docentes evitó que la situación se desbordara.

Los vecinos aseguran que en el cruce de Pichanal, donde está la Misión y el colegio, la droga "corre como agua y convierte en inmanejables a los chicos".

En Colonia Santa Rosa el sábado 6 de mayo un adolescente de 14 años terminó en gravísimo estado luego de que dos bandas, una del barrio Jesuitas y otra de Las Palmeras, se enfrentaran.

En medio de la refriega el chico recibió un disparo en el pecho y fue derivado de urgencia, en gravísimo estado al hospital San Vicente de Paul, en Orán.

En Colonia Santa Rosa, ambos barrios son "zonas caliente" para la Policía. "Adolescentes y jóvenes se alcoholizan y eso termina en peleas terribles", cuenta una fuente cercana a la Policía.

Otra vez en el aula

En la última semana una alumna de 14 años que asiste a la Escuela de Educación Técnica N§ 3134, de Orán, fue encontrada por una de sus profesoras "jugando con cinco proyectiles". Estaban en la clase de artística y en su banco tenía cinco balas calibre 38.

La docente tomó los proyectiles y el establecimiento informó a la Policía. Cuando la madre de la estudiante se presentó dijo que "los cartuchos se los regaló su tío".

En Urundel, en el último mes la escuela 653 "Virgen de la Merced" sufrió cuatro robos. Todos ocurrieron durante los fines de semana. El establecimiento está a unas ocho cuadras del centro del pueblo, en un lugar alejado de viviendas. "Ahí siempre se juntan chicos a tomar y a drogarse, creemos que ellos son los que entran a hacer los destrozos y a buscar cosas para robar", estimó un docente.

Los asaltos ocurren siempre los fines de semana, forzando las aberturas. Hace dos semanas incendiaron un sector y el jardín de infantes sufrió ataques en casi todos los hechos.

 

Fuente: El Tribuno

›› Sitios amigos

Buscar en el sitio Buscar en el sitio
Medios de comunicación Aeropuertos del mundo Códigos telefónicos Guía de colectivos Traductor Guía de Restaurantes
©2011 - www.resistenciahuemul.com.ar - Todos los derechos reservados