Home
Contacto

Comunidades aborigenes

Cómo será el museo que construyen en la antigua ciudad de Quilmes

Cómo será el museo que construyen en la antigua ciudad de Quilmes

El centro de interpretación contará la historia de un pueblo signado por las luchas.

ACCESO. Así se ve el frente del museo al pie de Quilmes.

Hace 13 Hs

La construcción del Centro de Interpretación Quilmes, al pie de la montaña que cobija la Ciudad Sagrada de Quilmes, llena de expectativas a los comuneros de Quilmes. La obra civil está a poco tiempo de finalizar, para dar lugar al montaje museológico que narrará la historia de ese pueblo que fue obligado a abandonar el sitio en 1666

Va tomando forma el nuevo centro de interpretación de la Ciudad Sagrada de Quilmes. Dentro de tres o cuatro meses, según las estimaciones oficiales, estará listo ese sitio que narra la historia de los Quilmes: cómo eran su día y su noche, cómo fue su apogeo y su declive. Todo en un mismo lugar y al pie de una montaña que parece venirse encima para contar a gritos que ahí hubo un pasado de guerra y de resistencia.

El Centro de Interpretación de Quilmes (CIQ) marcará un cambio en los recorridos que se hacen habitualmente. Los visitantes comenzarán en el centro de interpretación, para luego adentrarse en el sitio arqueológico con una idea clara de la importancia que tuvo la ciudad y por qué es considerada sagrada por los descendientes de los Quilmes que habitaban el valle antes y durante la conquista española. “Además, permitirá que las personas mayores, que no pueden subir hasta el sitio arqueológico, se lleven una vivencia lo más parecido a recorrerlo”, destacó David Vargas, uno de los guías del sitio, originario de Quilmes. Para los guías, además, el CIQ será una gran ayuda para contar la historia de sus ancestros.

El centro de interpretación contará con cinco salas, siendo la primera la troncal y tal vez la más impactante. Se titula “El devenir de una nación: los Quilmes y el Valle de Yokavil”. En esa sala se montará una línea de tiempo desde el 9000 AC hasta el 1666 y en el suelo se construirá una representación del río Santa María o Yokavil, el curso de agua que fecundó una de las culturas más potentes de toda nuestra región. De un lado del salón habrá un rincón dedicado al día de los Quilmes, su vínculo con el sol y con la tierra y sus actividades productivas; en el lado opuesto se dedicará un espacio a la noche de los Quilmes, su relación con los astros y con la luna, donde además habrá una impactante cúpula que emula la noche estrellada del Valle Calchaquí.

TRABAJO. Los obreros, todos oriundos de Quilmes, en plena tarea

Las otras cuatro salas estarán dedicadas a: la vida entre la guerra y la paz de los Quilmes, la resistencia frente al conquistador, el legado arqueológico y cultural (se exhibirán piezas extraídas del sitio) y el éxodo del pueblo, cuando fueron obligados a recorrer a pie los más de 1.000 kilómetros hasta el río de la Plata. Además, habrá un anfiteatro para pasar películas y montar espectáculos y charlas y un laboratorio arqueológico para la restauración, conservación e investigación en el sitio.

“La particularidad de este centro de interpretación es que está al pie del propio sitio arqueológico, lo que lo hace muy especial porque todo lo que se ve desde la narración luego termina con la visita a la ciudad sagrada, entonces la experiencia es completa”, destacó Sebastián Giobellina, presidente del Ente de Turismo. Él visitó Quilmes el viernes para conocer el avance de los trabajos, junto con el director de Obras del Ente, el arquitecto Ricardo Viola. “La obra civil está muy avanzada, estimamos que en alrededor de un mes puede estar lista. Lo que sigue es montar las salas según los guiones que hizo el estudio Berra Desarrollos Creativos. Esos guiones, el cómo contar la historia de Quilmes, surgieron de un consenso entre historiadores y representantes de la comunidad”, explicó por su parte Viola.

Las claves del proyecto 

La obra civil para montar el centro de interpretación había comenzado en 2013, pero un conflicto judicial la detuvo hasta fines del año pasado.
El CIQ será un museo en movimiento que servirá de antesala a las visitas en el sitio arqueológico de Quilmes.
En el sitio habrá además un restaurante, un paseo de artesanos (funciona actualmente) y, más adelante, la hostería.

EL PREDIO. Así luce el lugar en el que estará el centro de interpretación.

Tiempo suspendido

La hostería de Quilmes espera que vuelvan a abrir sus puertas
En 2007 se cerró la hostería de la Ciudad Sagrada de Quilmes. Se cerró de un portazo, cuando la Justicia desalojó al empresario que explotaba el complejo, Héctor Cruz. La concesión se había vencido en 2002, pero Cruz siguió trabajando en el lugar durante cinco años más hasta que, por la fuerza,  se terminó su  relación con Gobierno de la Provincia. En diciembre de 2013 Cruz impulsó una medida cautelar que se mantuvo hasta fines del año pasado; durante esos tres años el tiempo se suspendió en todo el predio de Quilmes, y particularmente en la hostería. Con sus puertas cerradas, sólo puede verse el interior del lobby a través de la ventana: se ve todo intacto, como si se hubiese puesto una pausa al devenir del tiempo. Están las mesas armadas, con las sillas encima, los sillones, la caja registradora... Pero habrá que esperar para que ese complejo de 43 habitaciones al pie del imponente sitio arqueológico vuelva a funcionar. “Primero queremos que esté listo el centro de interpretación, el paseo de los artesanos y el restaurante de Quilmes. La hostería será una próxima etapa”, aseguró Sebastián Giobellina, presidente del Ente de Turismo.

 

Fuente: La Gaceta

›› Sitios amigos

Buscar en el sitio Buscar en el sitio
Medios de comunicación Aeropuertos del mundo Códigos telefónicos Guía de colectivos Traductor Guía de Restaurantes
©2011 - www.resistenciahuemul.com.ar - Todos los derechos reservados